Skip to content

Descubre las increíbles curiosidades de los peces

Index

    Cuando pensamos en mascotas, generalmente nos vienen a la mente perros y gatos. Pero, ¿qué hay de los peces? Estos seres acuáticos son fascinantes y muchas veces olvidados como opciones de mascotas. Contrariamente a lo que se cree, los peces tienen memoria, algunos poseen pulmones e incluso son capaces de volar y cambiar de color. Si te has interesado en tener un pez como mascota, aquí te ofrecemos algunos consejos para principiantes.

    Consejos para novatos en la crianza de peces

    Antes de adquirir un pez, es importante informarse sobre sus necesidades específicas, como el espacio necesario, el tamaño del acuario y los litros de agua requeridos. En lugar de adquirir una pequeña pecera redonda, es recomendable obtener un acuario con las dimensiones adecuadas. Además, para los principiantes, es mejor optar por especies de peces que no exijan demasiado en términos de pH, dureza del agua y temperatura.

    Algunas especies fáciles de cuidar para principiantes son los guppy y los molly, que requieren un mantenimiento ligero del agua y cuidados básicos. Los peces tetra y los cebra son tranquilos, pero necesitan un acuario de al menos 100 litros para vivir en grupo. También es importante conocer la compatibilidad entre las especies, ya sea por diferencias de comportamiento o por requerimientos diferentes de agua.

    Por último, es necesario aprender las técnicas de limpieza del acuario, lo cual puede parecer complicado al principio, pero con paciencia y práctica, te convertirás en un experto.

    Descubre las sorprendentes características de los peces

    Ahora que tienes algunos consejos para comenzar, prepárate para sorprenderte con estas 15 curiosidades sobre los peces.

    1. Los peces tienen memoria

    Contrario a la creencia popular, la mayoría de los peces tienen memoria y pueden recordar a sus depredadores hasta un año después de haber sido atacados por ellos. Incluso las carpas pueden recordar encuentros cercanos con pescadores y evitarlos durante meses.

    2. Los peces también duermen

    Aunque no lo parezca, los peces que se tienen como mascotas también duermen. Se quedan quietos en un rincón del acuario o se esconden detrás de una roca para descansar.

    3. Los peces no tienen párpados

    A diferencia de los humanos, los peces no tienen párpados y, por lo tanto, no pueden cerrar los ojos. Sin embargo, esto no les impide descansar o dormir.

    4. Los peces no tienen orejas

    Aunque no tienen orejas, los peces tienen un órgano interno llamado otolito, que les permite percibir los sonidos y vibraciones del agua.

    5. Los peces son afectados por el ruido humano

    Los peces no son indiferentes al ruido que generamos los humanos. Estudios han demostrado que el ruido producido por barcos y plataformas petrolíferas puede causar estrés en los peces, afectar su crecimiento y capacidad de reproducción, y alejarlos de las mejores zonas para alimentarse y reproducirse.

    6. Los peces se protegen del sol

    Algunas especies de peces, como los peces cebra, generan su propio filtro solar para protegerse de los rayos ultravioleta. Secretan una sustancia llamada gadusol.

    7. Algunos peces son hermafroditas

    Se estima que alrededor del 2% de los peces son hermafroditas. Muchos de ellos cambian de sexo en alguna etapa de su vida, como respuesta a la falta de un macho dominante en el grupo.

    8. Algunos peces son hermafroditas simultáneos

    El serrano pálido es un ejemplo de pez hermafrodita simultáneo. Este pez es capaz de cambiar de sexo hasta 20 veces al día, produciendo esperma y óvulos simultáneamente.

    9. Algunos peces pueden volar

    Aunque no todos los peces pueden volar, alrededor de 40 especies sí tienen esa capacidad. Son conocidos como peces voladores, capaces de alcanzar velocidades de hasta 60 km/h bajo el agua y elevarse casi un metro de altura, planeando a lo largo de distancias de hasta 200 metros.

    10. Algunos peces tienen pulmones

    Increíble pero cierto, algunos peces, conocidos como dipnoos o peces pulmonados, poseen pulmones funcionales y orificios nasales. Sin embargo, estos órganos no les sirven para respirar, sino para percibir olores.

    11. Los peces se comunican expulsando orina

    Un estudio científico reveló que la especie Neolamprologus pulcher puede comunicarse a través de la orina, utilizándola para transmitir agresividad hacia otros individuos.

    12. El pez globo puede inflarse de aire

    El pez globo tiene un mecanismo de defensa único: puede inflarse y aumentar varias veces su tamaño. Posee un estómago elástico que le permite ingerir rápidamente grandes cantidades de agua o incluso aire en situaciones de peligro. Además, muchos ejemplares de esta especie contienen una sustancia altamente venenosa llamada tetrodotoxina, mortal para los humanos y hasta 1.200 veces más venenosa que el cianuro.

    13. Algunos peces pueden cambiar de color

    El Gobius paganellus es capaz de cambiar de color en menos de un minuto para mimetizarse con su entorno. Un estudio realizado por la Universidad de Exeter descubrió esta sorprendente habilidad de camuflaje en este pez.

    Despídete del lector con una nota amigable

    Ahora que conoces estas sorprendentes curiosidades sobre los peces, ¿no te parecen aún más fascinantes? Si estás pensando en tener un pez como mascota, recuerda informarte sobre sus necesidades específicas y brindarles un ambiente adecuado para su bienestar. ¡Y no te olvides de disfrutar de las maravillas que estos animales acuáticos tienen para ofrecer!

    ¡Buena suerte en tu aventura como dueño de peces!