Skip to content

¡Aprende a controlar el amoníaco en tu acuario de agua dulce!

Index

    El amoníaco en niveles altos puede ser perjudicial para los peces en tu acuario de agua dulce. Si las pruebas de tiras muestran la presencia de amoníaco, es importante tomar medidas para equilibrar el tanque y evitar daños a tus peces. Los niveles altos de amoníaco pueden afectar las escamas y otros tejidos de los peces, causar estrés e incluso provocar la muerte. A continuación, te mostramos cómo reducir los niveles de amoníaco en tu acuario:

    1. Realiza cambios de agua regularmente

    Realiza cambios de agua de aproximadamente el 25% al 50% de tu acuario. Utiliza una aspiradora para eliminar los residuos y restos de alimentos no consumidos que se acumulan en el fondo del tanque. Si bien esto no solucionará completamente el problema del amoníaco, aliviará el estrés de tus peces.

    2. Ajusta la alimentación de tus peces

    Reduce la cantidad de alimento que les das a tus peces o ajusta la frecuencia de la alimentación. Los peces no necesitan grandes cantidades de comida para prosperar. Además, si hay niveles altos de amoníaco en el tanque, es probable que tus peces no tengan mucho apetito. Evita también dejar comida en exceso en el acuario, ya que esto solo empeorará el problema del amoníaco.

    3. Verifica el funcionamiento del filtro

    Asegúrate de que el filtro esté funcionando correctamente. Si es posible, considera actualizar a un filtro más grande o de mayor calidad. Un filtro mejor no sustituye la necesidad de realizar cambios de agua regulares, pero ayudará a regular el ciclo del nitrógeno en tu acuario. Limpia el filtro regularmente para evitar obstrucciones.

    4. Utiliza un biofiltro

    Instala un biofiltro en tu acuario. Estos filtros biológicos, después de haber estado en funcionamiento durante seis a ocho semanas, contienen bacterias beneficiosas que ayudan a regular el ciclo del nitrógeno en el tanque. Esto contribuirá a mantener los niveles de amoníaco bajo control.

    5. Controla la población de peces en el acuario

    Evita sobrepoblar tu acuario con peces. Como regla general, un acuario de agua dulce puede soportar alrededor de una pulgada de pez por galón de agua. Sin embargo, siempre es mejor proporcionar a los peces un tanque más grande si es posible. Además, no agregues nuevos peces a tu acuario si los niveles de amoníaco son altos, ya que esto solo aumentará el problema.

    6. Retira rápidamente los organismos y desechos muertos

    Retira las plantas y peces moribundos o muertos de tu acuario de manera inmediata. También es importante poner en cuarentena cualquier pez enfermo, especialmente si necesitas administrar medicamentos. Los antibióticos para peces pueden matar las bacterias que combaten el amoníaco en tu acuario, lo cual afectará la curación de tus peces y aumentará los niveles de amoníaco.

    Si necesitas un alivio rápido para tu acuario, puedes utilizar productos especializados para la eliminación de amoníaco. Sin embargo, ten en cuenta que estos productos no estabilizarán permanentemente tu acuario. Es importante encontrar la causa raíz de los problemas de amoníaco y abordarlos adecuadamente.

    Recuerda que si estás iniciando un nuevo acuario, es normal que los niveles de amoníaco aumenten y disminuyan ocasionalmente. En esta situación, no es necesario tomar medidas drásticas para reducir el amoníaco, ya que podría afectar el ciclo del nitrógeno en desarrollo. Sin embargo, es recomendable limitar la cantidad de peces en tu acuario durante esta etapa, ya que lleva tiempo que las bacterias se multipliquen lo suficiente como para manejar los niveles de amoníaco.

    ¡Esperamos que estos consejos te ayuden a mantener los niveles de amoníaco bajo control en tu acuario y a garantizar la salud y bienestar de tus peces! Si tienes alguna pregunta o necesitas más información, no dudes en consultarnos.

    ¡Buena suerte y feliz acuarismo!